Hace unas horas, Seungri, ahora el ex integrante de Big Bang, anunció su retiro de la agrupación y de su compañía, YG Entertainment, debido a los escándalos de lenocinio y suministro de sustancias ilícitas en los que se ha visto involucrado desde hace unos días.

El cantante hizo público su retiro en su cuenta personal de Instagram, donde además aseguró que se pondrá a disposición de las investigaciones policiales. También agradeció a sus seguidores coreanos y extranjeros por su apoyo y cariño incondicional en estos momentos.

Una redada hecha por la policía de Seúl a Burning Sun, club nocturno administrado por el artista, habría destapado una supuesta red de proxenetismo dirigida por Seungri y sus trabajadores, además de la provisión de sustancias ilegales a sus clientes. Todo empezó cuando su club habría sido denunciado por proporcionar drogas a los clientes, así como chicas a sus ‘consumidores VIP’.

A pesar de que el ex integrante de Big Bang ha negado las acusaciones, en febrero salió a la luz mensajes de un chat grupal en donde el cantante junto a otros tres hombres y dos cantantes masculinos, aún no identificados, habrían coordinado ofrecer chicas a potenciales inversionistas para luego sobornarlos. En el chat también se encontró fotos y vídeos privados de mujeres, grabados sin su consentimiento.

De ser ciertas las acusaciones en contra de Seungri, éste podría enfrentar una condena de tres años de cárcel.